Trabajar en unas sesiones de formación con profesores de diferentes lenguas segundas y extranjeras (portugués, inglés, alemán, francés y español) es una de las experiencias didácticas más recomendables para los que nos dedicamos a la formación a lo largo de toda la vida. Esto fue lo que me ocurrió en la escuela CIAL Centro de Linguas de Lisboa.

Las sesiones fueron completamente en español pese a que la mayoría de los profesores asistentes no hablaban esta lengua. Cuando me presenté el primer día pensé: “Ojalá nos entendamos” y así ocurrió. Nuestras dudas iniciales pronto se fueron esfumando. ¿Cómo fue posible?

Punto 1.  Partíamos de nuestros conocimientos previos acerca de lo que significa enseñar lenguas segundas y extranjeras y de lo que implica asistir a unas sesiones de formación.

Punto 2. Tras las primeras actividades para conocernos con globos (balões, Balloons, Luftballons, ballons), el miedo a equivocarnos desapareció y el grupo se fue conformando y cohesionando.

Punto 3. Cada uno se acercaba al discurso cambiando continuamente el código lingüístico que más se ajustaba en cada momento a su comprensión. Los profesores de inglés usaban a menudo el portugués para entenderme y el inglés para interactuar conmigo. En estos casos, yo volvía a usar el español para responderles.

Punto 4. Cuando tenía un especial problema de comunicación con alguno de los asistentes, los compañeros se apresuraban a servir de mediadores y pasaban a convertirse en expertos ocupando el papel que en teoría tenía yo asignado.

Punto 5.  La secuencia de actividades y los materiales ayudaban a la mejora de la comprensión y la reflexión didáctica: una imagen sugerente / una pequeña simulación / una pequeña frase de conclusión con cognados / un turno de preguntas donde de nuevo ocurría lo relatado en los puntos 3 y 4.

Punto 6.  Cuando ya la comunicación iba mucho más fluida gracias a la negociación del significado nos atrevíamos con la negociación de  la forma. De este modo, iban interactuando y comparando el funcionamiento de sus respectivas lenguas con respecto al español. Vaya aquí un ejemplo:

 Antonio: ¿Cómo se traduce la célebre frase de Hamlet: to be or not to be? ¿Ser o no ser / estar o no estar?

 Profesores: (sonriendo) Ser o no ser.

 Antonio: ¿Qué significaría “estar o no estar”? ¿En qué contexto tendría cierto sentido?

Antonio Orta

Responsable del departamento de español de Clic International House Sevilla

Antonio Orta es director del departamento de formación de profesores de Clic International House Sevilla. Licenciado en Filología Hispánica y Doctor en Lenguas Modernas y Español como Lengua Extranjera. Profesor colaborador en programas de posgrado de las universidades Pablo Olavide, Valencia y Barcelona. Coautor de Soy profesor/a. Aprender a enseñar de la editorial Edelsa y de La formación del profesorado de español: innovación y reto de la editorial Difusión.

Si quieres, puedes leer otras contribuciones suyas en este blog.